Artículos sobre el Comité Ejecutivo del Consejo General de Colegios de protésicos dentales de España

Revista 52 Revista 53 Revista 54 Revista 55 Revista 56 Revista 57 Revista 58 Revista 59
Revista 60 Revista 61 Revista 62 Revista 63 Revista 64 Revista 65 Revista 66 Revista 67
Revista 68 Revista 70 Revista 71 Revista 72 Revista 76



Revista: 71
Fecha: 2013-07-12

EL CONSEJO GENERAL Y LA NULIDAD DE SUS PROPIOS ACTOS

 Nuestro Consejo General tiene un rostro potente, definido y muy característico, mas definido en orden a la persecución de los Colegios non gratos políticamente y en cuanto a la generación de circunstancias contrarias a derecho en perjuicio de esos Colegios y más vago en cuanto a la defensa de la armonización de los intereses de todos los Colegios de Protesicos Dentales de España.

 Una muestra de lo anterior son las diversas situaciones jurídicas anómalas que ha generado y como consecuencia de las cuales tanto nuestro Colegio como otros han tenido que acudir en defensa de sus derechos ante los Tribunales de lo Contencioso-Administrativo.

 Un  claro ejemplo de lo anterior es la reciente Sentencia dictada por la Sala de lo Contencioso, Sección primera del Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad de Madrid en el procedimiento ordinario 1310/2010. Dicho procedimiento se inicio mediante demanda de nuestro Colegio solicitando la nulidad del punto 1, introducido por vía de urgencia en la Asamblea General del Consejo General de fecha 27 de marzo de 2010. En este supuesto el Consejo General, sin estar presentes todos los Colegios, introduce en el propio acto de la Asamblea un punto nuevo consistente en ratificar todos los cambios que han realizado en el proyecto de Estatutos Definitivos del Consejo General. Lo anterior es nulo de pleno derecho pues todos los puntos del Orden del Día de una Asamblea General se deben notificar con 15 días de antelación y los que sean declarados urgentes con 48 horas de antelación. Ante lo anterior este Colegio se vio forzado a interponer el recurso correspondiente. Debido a nuestro recurso el Consejo General se vio forzado a convocar una nueva Asamblea General con fecha 11 de diciembre de 2010 en la que declaro nulo dicho acuerdo pero obligo a nuestro Colegio a realizar unos gastos interponiendo el correspondiente recurso, cuestión que nos podríamos haber ahorrado si el Consejo General hubiera procedido a hacer bien las cosas.

 Nuestro Consejo General toma decisiones no ajustadas a derecho y luego las remedia, pero cuando otros Colegios ya han tenido que iniciar los tramites judiciales y no cuando se les informa por los mismos que la situación que crean es ilegal. Al final, esfuerzo y costo por parte de los que tenemos que recurrir y también por parte del Consejo General que tiene no solamente que generar las artimañas para arreglar las situaciones que crea, sino que además también genera para si un costo económico y esfuerzo jurídico que podría dedicar a defender de verdad la profesión en vez de dedicarlo a generar situaciones perjudiciales para los Colegios y para su propia Institución.

 En efecto nuestro Consejo General tiene “Un Rostro Duro”.

 

Asesoría del COLPRODECAM

 

volver a inicio