Artículos sobre el Comité Ejecutivo del Consejo General de Colegios de protésicos dentales de España

Revista 52 Revista 53 Revista 54 Revista 55 Revista 56 Revista 57 Revista 58 Revista 59
Revista 60 Revista 61 Revista 62 Revista 63 Revista 64 Revista 65 Revista 66 Revista 67
Revista 68 Revista 70 Revista 71 Revista 72 Revista 76



Revista: 52
Fecha: 2009 FEBRERO

CUANDO SE PIERDE EL RUMBO Y LA CABEZA (SEGUNDA PARTE)

Estimados Compañeros: Con tristeza pero con firmeza, pasamos a contestar al artículo publicado en las páginas 11 y siguientes de la revista Dental Prótesis, correspondiente al número 160, en el que el Comité Ejecutivo del Consejo General de Colegios de Protésicos Dentales de España da su versión sobre el resultado de la Asamblea General del pasado día 20 de diciembre de 2008, y en el cual anuncian el inicio de acciones legales, contra los responsables de los informes de censura de cuentas del Consejo General que en su momento solicitó el Colegio de Madrid (Presidente del Colegio de Madrid, sus asesores jurídico y económicos, y la asesora firmante del informe del Colegio de Cataluña).

Presumimos que la publicación de dicho artículo es obra del Comité Ejecutivo del Consejo General, pues si os fijáis el mismo carece de firmante, pero al fin y a la postre dicho Comité Ejecutivo es el que en última instancia tiene la palabra de lo que se publica o no en la revista Dental Prótesis; lo que sí denota dicho extremo es la falta de valentía y arrojo de los que, hasta ahora, han regido el destino de Nuestro Consejo General por permitir que se publiquen artículos sin firma y, en todo caso, por proteger en el anonimato al autor de tan nefasto artículo y al que denominaremos en adelante “La Mano que mece la Cuna”.

La raíz y antecedentes del problema y la subsiguiente confrontación estriba en los siguientes puntos:

Los Estatutos Provisionales, en vigor del actual Consejo General, como su nombre indica, eran provisionales, con la fundamental misión de que el Comité Ejecutivo del Consejo General pudiera conseguir la aprobación de unos Estatutos Definitivos, tras lo cual debía disolverse para proceder a la convocatoria de nuevas elecciones para la renovación de sus miembros y ya poder actuar plenamente bajo el designio  de unos estatutos ya definitivos y plenos para su actuación.

En primer lugar, existe y ha existido una incapacidad política total y absoluta de sacar adelante la aprobación de unos Estatutos Definitivos del Consejo General, llevan más de 5 años con la tramitación de los mismos hasta la actualidad. Además, en vez de consensuar ciertos aspectos con los Colegios, han ahondado las diferencias lo que ha llevado a obtener una Sentencia contraria al Consejo General y que obliga a cambiar los Estatutos pendientes de aprobación.

No ha existido una preocupación por parte del Comité Ejecutivo por generar una política mas integradora, conciliadora y además necesaria para llegar a conseguir algo para nuestra profesión realmente positivo y útil, entre lo que se encuentra una mayor cohesión y unión de todos, o por lo menos, la mayor parte de los Colegios de España. Por el contrario su política es ruin y cerrada. Se basa en el principio de “quien no esté conmigo está contra mi”. Se desprecia la inclusión de ampliación de puntos del orden del día en las asambleas generales, solicitadas en tiempo y forma legales, como le ha ocurrido a nuestro Colegio en la última Asamblea General de 20 de diciembre de 2008; evitando que la Asamblea General de Colegios se pronuncie y vote las propuestas, sustrayendo a la misma su Soberanía Suprema. (Aunque ya hemos interpuesto el recurso correspondiente, el daño ya está hecho y ha ahondado aun más si cabe la desconfianza de muchos Colegios con respecto al Comité Ejecutivo).

En el artículo que estamos contestando, el Comité Ejecutivo calla y omite que sus propuestas fueron aprobadas solamente por un voto y por el hecho de que no acudieron a dicha asamblea Colegios que están en contra de la dirección y Rumbo que se está siguiendo por nuestro máximo Órgano Ejecutivo.

El Comité Ejecutivo empieza a Gobernar no para los Colegios, sino más bien en contra de los mismos. En vez de reclamar las cuotas a algún Colegio que estima le son debidas a través de las vías ordinarias y comunes, se dedica a meter querellas criminales, lo cual es una barbaridad y no tiene parangón. Los ataques a las posturas de los Colegios rivales las intenta judicializar generando procedimientos en los Tribunales que no tienen sentido salvo el intentar autoperpetuarse en la dirección del órgano supremo de los Colegios y prueba de ello es que a pesar de haber logrado una aprobación de cuentas en la última Asamblea General, tras su censura previa, anuncian acciones legales contra los responsables de los informes de censura. Sus ataques personales a los miembros de los diversos Colegios van convirtiéndose en el pan nuestro de cada día y de seguir así toda la actuación del Comité ejecutivo y todo el dineral que se gasta cada año tendrá que ser destinado a ver como se ataca en los Tribunales a Colegios y sus asesores. Ante dicha situación preguntamos al Comité Ejecutivo del Consejo General ¿aparte de atacar a los Colegios rivales, que fuerzas y recursos os van a quedar para cumplir vuestro verdadero papel institucional?

En estos momentos y gracias a la política de confrontación de su Comité Ejecutivo se va a conseguir la ingobernabilidad de la mayor parte de los Colegios y su mayor oposición radical a una política encastrada, restrictiva de los derechos de la mayor parte de las instituciones que conformamos el Consejo General y sin intención de propiciar la regeneración democrática mediante elecciones tras más de cuatro años de mandato nefasto y desintegrador de la unión y cohesión que debía imperar entre Colegios y el Comité Ejecutivo del Consejo General. Nos da lástima contemplar como se esfuerzan en ocultar el grave problema político que han creado y no pueden remediar y que se vanaglorien de haber aprobado unas cuentas que de poco les va a valer. El problema es que a la última Asamblea General no acudieron Colegios que podrían haber frustrado cualquier aprobación de la que ahora se jacta vanamente el Comité Ejecutivo, pues “Pan para hoy hambre para mañana”. Lo que sí está claro es que el Comité Ejecutivo ya no dirige a la mayoría pues como ya hemos dicho gobierna en contra de la mayoría.

Debido a lo anterior os informamos que la mayor parte de los Colegios (Con independencia de las tendencias políticas y profesionales) nos estamos uniendo a los efectos de conseguir una regeneración democrática y hacerle ver al Comité Ejecutivo del Consejo General que ni ética, ni moral, ni jurídica, ni económicamente es posible dirigir a los Colegios cuando la mayoría está en contra de la política sectaria y cerrada que están siguiendo, y todo ello con las miras puestas en unas nuevas elecciones para renovar los cargos del Comité Ejecutivo y conseguir una nueva dirección más conciliadora y respetuosa hacia los intereses de todos los Colegios y no solamente de unos pocos.

Para finalizar y ante el anuncio contenido en el artículo comentado, sobre el  inicio de acciones legales contra los firmantes del informe de censura de cuentas de Madrid por contener “falsedades e inexactitudes”, hemos de manifestar que deseamos las inicien cuanto antes porque responderemos con contundencia y firmeza, demostraremos la veracidad de nuestros informe, se pondrá de manifiesto la calaña de las personas que pretenden gobernar indefinidamente a los diversos Colegios de Protésicos Dentales de España y por fin se destaparan otras cuestiones que seguramente no les gustarán. Por  otra parte y una vez que tengamos nuevas elecciones y un nuevo Comité Ejecutivo en nuestro Consejo General de Colegios, intentaremos siempre en nuestra actuación  conseguir un cambio en las formas de comportamiento en el trato entre Los Colegios y el Consejo General, con mayor respeto y una mayor participación democrática, abogando siempre para evitar que el dinero que aportamos al Consejo General se utilice en beneficio de todos y no unos pocos, evitando siempre  que las cosas no se desparramen en cauces jurídicos exorbitados o carentes de sentido común y fraticidas, porque ¡Cuándo se pierde el rumbo……………………y además la Cabeza!, Solo cabe la dimisión de quien no sabe o puede aglutinar a la mayoría de sus miembros.

Un saludo y os seguiremos informando de los acontecimientos

La Junta de Gobierno del Colegio profesional de protésicos dentales de la Comunidad de Madrid

volver a inicio